Contácta con nosotros a través del LIVE CHAT o al correo info@whyaweb.es
bclose

Déjanos tu teléfono y te llamamos ahora

o bien escríbenos por el LIVE CHAT y te atenderemos al momento

0

7 consejos para diseñar un logotipo de éxito

diseno-logotipo

Diseñar un logotipo puede parecer algo rápido y fácil de hacer, pero son muchos los puntos a tener en cuenta para conseguir desarrollar un logotipo profesional.

Diseñar una imagen corporativa nunca debe tomarse como algo sin importancia. El logotipo reflejará los valores de tu negocio y su objetivo es inspirar confianza y reconocimiento, además de ayudar a la empresa a desmarcarse de la competencia. Vivimos rodeados de logos de diferentes marcas. Los niños pequeños, por ejemplo, pueden llegar a diferenciar las empresas únicamente con ver el logotipo, inclusive antes de que consigan enlazar tres palabras seguidas.

Por ello debes ser consciente de lo que representa un logotipo y de la importancia que tiene. Ten en cuenta que tu imagen corporativa es la primera referencia que un cliente tendrá de tu empresa. Si el logotipo no transmite confianza ni profesionalidad dará sensación de abandono y falta de seriedad. Personalmente cuando veo un logotipo mal diseñado siempre pienso que si esa empresa cuida los demás aspectos igual que su imagen corporativa… entonces mejor ¡huir de ella!

 

Algunos ejemplos de lo que NUNCA debes hacer

Antes de profundizar en los consejos sobre cómo diseñar un logotipo profesional, quisiera hacerte la siguiente pregunta: ¿Qué impresión te dan las empresas de estos logotipos?

Logos mal diseñados

Seguramente las palabras sean: miedo, desconfianza, poco profesionalidad, empresa abandonada, falta de seriedad… Por ello, para todos aquellos que estáis a punto de embarcar en el viaje del diseño de vuestra marca, o pensáis que es hora de que la identidad visual de vuestra empresa se someta a un lavado de cara, tenemos algunos consejos que, sin duda, os servirán de ayuda.

 

1. Un logo debe ser simple, único e inteligente

La simplicidad es la mejor consejera a la hora del diseño de un logotipo. Cuanto más simple y sencillo más reconocible será. Huye de los diseños sobrecargados o complejos ya que serán más difíciles de asimilar. Te doy algunos consejos:

  1. Utiliza un máximo de 2 colores
  2. No utilices tipografías complicadas de leer
  3. No utilices o abuses de los degradados y sombras. Cuanto más sencillo y limpio sea el diseño mejor.

La creación de un diseño único no lo es todo para evitar la imitación. Es también sumamente importante pensar creativamente, por ejemplo, el logo de Mercedes no es un coche y el logotipo de Apple no es un ordenador pero no por ello deja de reflejar la finalidad de la marca.

 

2. Se debe entender la esencia de la marca o empresa

No todos los productos van destinados a un mismo público. Este, por ejemplo, solo es uno de los muchos aspectos a tener en cuenta antes de comenzar con el diseño de un logotipo. Otro de ellos es no depender de las modas. Las tendencias van en un continuo ida y venida; tal y como llegan se van. Hazte preguntas como: ¿Qué quiero resaltar de mi marca? ¿Cómo transmitir emoción? ¿Hasta dónde aspiro llegar con mi empresa? En definitiva, bucea en los porqués de tu compañía y crea algo que dure. Un diseño que resiste es la forma más sencilla de comunicar profesionalmente la identidad de una empresa o marca.

 

3. La importancia de los colores

Conocemos los diferentes colores que existen no hace falta que los muestres todos en tu logotipo. Utiliza un máximo de dos colores pero ¡cuidado! la elección debe ser meticulosa pues hasta el color debe ir acorde a la temática de tu empresa o marca. Cada color tiene una implicación diferente y puede aportar matices a tu mensaje.

Hay muchos diseñadores profesionales que prefieren diseñar el logotipo en blanco y negro para posteriormente darle color. Esto lo hacen con la idea de evitar distracciones con otros elementos también importantes como la estructura, los espacios, la distribución de los elementos, etc.

 

4. Logotype, logomark y tipografías legibles

Para que lo entendamos, un logotype es necesario para toda empresa pues es el nombre de la misma. Un logomark, por el contrario, es optativo y no obligatorio de tener. Es cierto que muchas empresas han incrementado su imagen de marca gracias a su logomark. Es el ejemplo de Nike o Apple con su manzana.

Si tu empresa o marca tiene un nombre único, entonces podrías barajar la posibilidad de que simplemente el nombre sea tu logotipo. Son muchas las empresas importantes que han optado por esta opción: Rayban, Coca-Cola, Google… Si, por el contrario, tu nombre es demasiado genérico, necesitarás de algo más (logomark) para conseguir identificar a la empresa de una manera más eficaz.

A la hora de elegir una tipografía para tu logotipo, asegúrate de evitar fuentes raras e ilegibles, inclusive puedes modificar fuentes ya creadas. Algunas marcan son reconocidas únicamente por su tipografía. Es el caso de Coca-Cola.

 

5. Dota de flexibilidad a los elementos de tu logo

En esta nueva era digital, en la que los logotipos aparecen en dispositivos o a través de las redes sociales, debes diseñar algo que sea flexible a la hora de adaptarlo a los diferentes tamaños y plataformas.

Debes encontrar la combinación precisa y equilibrada de todos los elementos de tu logotipo. Se necesita destacar de la competencia pero tampoco se trata de diseñar un logo complicado de captar su significado. Un claro ejemplo es el logotipo de Amazon. Una imagen corporativa con una tipografía sencilla pero diferente, utilizando una flecha que marca de la “a” a la “z” refiriéndose al amplio inventario del que disponen.

Logo Amazon

6. El éxito de un logotipo no es inmediato

No pienses que vas a crear un logotipo y el éxito te llegará en pocos días. Grandes empresas como Nike o Audi necesitaron muchísimo tiempo antes de que su imagen corporativa fuera reconocida. Un logotipo no lo es todo a la hora de conseguir éxito en un negocio o marca. Hay otros muchos más aspectos que también influirán como la calidad del producto o en el mercado en el que se encuentre.

 

7. La inspiración: la herramienta más valiosa

Busca inspiración en aquellos logos que han removido algo en tu interior. Busca referencias en internet que te ayuden a entender aún mejor la importancia de diseñar un buen logotipo. Trabaja en base a todas esas influencias e intenta hacer algo sencillo, único y verdadero, que inspire a aquellas personas que lo vean honestidad y confianza. Si consigues llegar al corazón con tu marca, tiene grandes posibilidades de que tu logotipo sea todo un éxito.

 

Estos son algunas de las recomendaciones a tener en cuenta antes del desarrollo de un logotipo. Si tienes duda o no sabes cómo empezar te recomiendo te pongas en manos de profesionales que te guiarán durante todo el proceso para conseguir conjuntamente el logotipo que abastezca las necesidades de tu marca o negocio.

Si, por el contrario, decides emprender tú mismo la aventura de diseñar tu propio logotipo, recuerda que no es tarea fácil y la paciencia será tu mejor aliada. No caigas en el error de cambiar tu logo sólo porque estás cansado de él, y si llegase el momento de evolucionar en el diseño, busca elementos que lo mejoren pero siempre en concordancia con tu marca o empresa.

¿Necesitas de un logotipo profesional para tu marca o empresa?

Escríbenos y solicita presupuesto sin compromiso alguno. Te responderemos en menos de 24h.

No hay comentarios en este artículo

Deja un comentario

*

Anti-spam image

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR